25 FEBRERO 2013

'Argo', la película de Ben Affleck, se inscribe con letras doradas en la historia de los Oscar

Durante el 85 cumpleaños de la entrega de los premios más prestigiosos del cine, Argo se convirtió en la película del año y se llevó tres premios -mejor película, mejor guión adaptado y mejor montaje -. Ben Affleck ganó este Oscar por su tercer película como director y al recibirlo no pudo disimular la emoción mientras agradecía: "Muchas gracias. A todos. A mi mujer, a la gente de Irán...". El codiciado premio fue anunciado desde la Casa Blanca por Michelle Obama, la primera dama de Estados Unidos.

 

Ben Affleck

 

El director taiwanés Ang Lee, ganador de un Oscar por Brokeback Mountain, se llevó el premio a la mejor dirección por Una aventura maravillosa, sumando así esta película un total de cuatro premios -mejor director, mejor banda sonora original, mejores efectos visuales y mejor fotografía -. “Gracias Dios del cine”, apuntó el talentoso realizador. Amor, la cinta austríaca de Michael Haneke se alzó con el Oscar a la mejor película de habla no inglesa. Convirtiéndose en la quinta en la historia de estos premios en estar nominada en las categorías de mejor película y mejor película de habla no inglesa. Antes lo estuvieron Z, Los emigrantes, La vida es bella y Tigre y dragón, y sólo una, Los emigrantes, no ganó el Oscar a mejor película de habla no inglesa.

 

Ben Affleck

 

La carrera de Ben Affleck no podría haber resultado más galardonada en los últimos meses: lo hemos visto alzar desde el Globo de Oro al premio del Sindicato de Actores, pasear por los Critic's Choice Awards y hacerse con el máximo galardón concedido por el gremio de directores, además de viajar a Inglaterra para alzarse con dos premios BAFTA y volver a Estados Unidos para cerrar con broche de oro en los Premios de la Academia.

 

Ben Affleck y Jennifer Garner

 

El esposo de Jennifer Garner ejerce las dos facetas de su carrera en esta película de suspenso ambientada en el Irán de finales de los 70. Argo se impuso a algunos de los pesos pesados de la industria: el más sorprendente Lincoln, que ganó dos de las doce nominaciones que tenía, y por la que Steven Spielberg aspiraba a su tercer Oscar.

Enlaces patrocinados

Más noticias sobre...